Rotacasa Gartel Rota
Letran Camacho

OPINION

Medallas y cultura popular, nuevo artículo de Eugenio Ponce

  • Fecha : 02/06/2017

Medallas y cultura popular, nuevo artículo de Eugenio Ponce


Menudo chorreo le ha caido al equipo de gobierno del Ayuntamiento de Cádiz por votar a

favor de la imposición de la medalla de la ciudad a su patrona la virgen del Rosario. Esto viene

dado por la apuesta del equipo de gobierno por implantar sistemas de participación ciudadana

que, legítimamente han usado las fuerzas de la oposición para plantear una guerrita cultural

que el Alcalde sabía perdida. El día de la remunicipalizacion del servicio de playas, se pretendía

situar al Alcalde como un peligroso anticlerical que no aceptaba sus propias reglas del juego.

Aunque el Ayuntamiento de Cádiz ha llevado a cabo una encomiable implementación de una

política laica progresiva, haciendo desaparecer de poco a poco al ayuntamiento de los actos

religiosos.

Como era de esperar esta decisión ha provocado la ira de la izquierda pura y verdadera que

habla de traición, incoherencia y superchería. Cosa que no me sorprendió pero que me llena

de desazón, esta izquierda que no conoce realmente el sentido del laicismo radical, que lo

confunde con el anticlericalismo y que no conprende las bases de la religiosidad popular

andaluza, ni de la importancia de reconocer a la fe popular su sitio justo a la hora de construir

identidad colectiva, solidaria y hegemónica.

Cuando me inicié en el laicismo radical me sorprendió que uno de los pilares básicos era el

respeto máximo a las creencias religiosas y sus expresiones populares y dogmáticas. Sin

respeto no se puede establecer una esfera de espacio público sin expresiones religiosas.

Además esa esfera pública debe coexistir con la esfera privada en la que la libertad religiosa es

civil un derecho a proteger. Otro pilar fundamental del laicismo es que el Estado no debe

beneficiar a ninguna fé. Y mucho menos a unas por encima de otras.

Que la sociedad española debe avanzar hacia el laicismo creo que es un imperativo social, que

la Iglesia católica debe ir renunciando a influenciar politica,social y económicamente es un

hecho. Pero esto no significa que nadie deba prohibir, censurar o minusvalorar ninguna

expresión religiosa. Y mucho menos las más populares y alejadas de la jerarquía eclesiástica

que conforman buena parte del folclore andaluz. Sería muy interesante resignificar esta

cultura popular como patrimonio del pueblo. Al igual que habría que poner en valor al

flamenco en toda su extensión, al igual que los carnavales y romerías que trufan toda nuestra

tierra.

Fuente: Eugenio Ponce





GALERÍA DE FOTOS

Volver

DEJA TU COMENTARIO


Cayetano Todo Impresión
La Moderna
Producciones Cayetano
Pizzeria Carta La Martina Rota
Cash Sur
Optica Costa Salud

© 2021 - Todos los derechos reservados.
Rotadirecto - Su guia de Noticias y Empresas de Rota.